[Crítica] ‘La peste escarlata’- Pioneros del postapocalipsis

La novela corta de culto Jack London llega a nuestras librerías con las ilustraciones de Luis Scafati en una combinación deliciosa de grima y elegancia publicada por Libros del Zorro Rojo. Un relato, en muchos sentidos, precursor de un subgénero literario en sí mismo.

Hoy en día suena impopular decir que el Noé (2014) de Darren Aronofsky no estaba tan mal, aunque solo fuese porque el realizador neoyorquino entendió el relato bíblico como una novela apocalíptica con visiones de muerte y destrucción. Después de la Biblia, relato apocalíptico fundacional, vinieron muchos e innumerables, que no se consagraron como subgénero se diría que hasta que Mary Shelley pusiese los puntos sobre las íes con El último hombre (1826). Una extremadamente somero vistazo nos diría que creó una escuela que seguirían señores con vastos bigotes como Richard Jefferies o H.G. Wells y que las bombas de Hiroshima y Nagasaki dotaron de otro cariz que podría iniciarse con La tierra permanece de George R. Stewart (1949) y que tuvo su amplia repercusión en el el audiovisual contemporáneo. En CANINO, de hecho, ya os hemos contado nuestros apocalipsis preferidos, y muchos tienen sus raíces en estos relatos.

Por lo que fuese, entre tanto título imprescindible se nos pasó un texto escrito en 1912 por Jack London, celebérrimo autor de La llamada de lo salvaje (1903) o Colmillo Blanco (1906), del que se conoce poco su faceta de caminante por los derroteros de la ciencia-ficción. Sin embargo, su habilidad para la descripción descarnada y para hacer de lo minúsculo máximo exponente de lo intrépido se puede ver también en relatos distópicos, o marcados por un futurismo fatal como Antes de Adán (1907) o -ya llegamos- La peste escarlata (1912).

La peste escarlata

La peste escarlata narra la historia de un planeta Tierra asolado por una extraña enfermedad que acabó casi con la totalidad de la especie humana en el verano del año 2013. Una enfermedad que aceleraba el pulso y aumentaba la temperatura de quien la contraía hasta provocarle la muerte en cuestión de minutos, dejando un cadáver rojo encendido de fiebre. En un futuro indeterminado, un viejo sienta a cuatro nietos a su alrededor en una playa de lo que fuere San Francisco, velado homenaje a las historias de miedo a la luz de la hoguera, para contárles cómo sobrevivió al apocalipsis.

Una deliciosa y terrorífica narración que apuesta por ser minuciosa en el relato de la muerte colectiva, y que parece escrita ayer. Solo que ayer fue hace nada menos que 105 años. Por suerte, Luis Scafati, grandísimo ilustrador argentino, reconoce el paso del tiempo y reivindica con sus ilustraciones el peso de la letra del pionero. Apuesta, así, por un dibujo que camina entre la abstracción meditada y la alucinación más loca, utilizando siempre una paleta de colores que bien podría recordar las pinturas de Albert Goodwin. Una visión hoy moderna, cuya parte escrita, sin embargo, puede que se cuente como el relato postapocalíptico más influyente de la primera mitad de siglo XX. Ahí es nada.

la-peste-escarlata-2

¿Te ha gustado este artículo? Puedes colaborar con Canino en nuestro Patreon. Ayúdanos a seguir creciendo.

Artículos Promocionados

Loading...

Publicidad

Suscríbete a nuestra newsletter semanal
Novedades y contenido inédito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

'The Scarlet Plague'

Año: 2017 (Sobre un relato original de 1912)
Un relato precursor en su enfoque del apocalipsis, apuntalado por tétricas y modernas ilustraciones.
Editorial: Libros del Zorro Rojo
Autor: Jack London