3 cócteles con nombre propio con Seagram’s Gin

Con casi cien años de historia a cuestas, está claro que hay pocas ginebras como Seagram's Gin para un cóctel sofisticado, veraniego e impactante. Toma nota de estas exclusivas recetas con nombre propio y siente un siglo de la ginebra más sugerente acariciándote el paladar.

Su receta y su proceso de elaboración, genuinamente americanos, no han sido alterados lo más mínimo en su siglo de historia, lo que garantiza un sabor testado con el tiempo y a prueba de veleidades modernas. Un cóctel con Seagram´s Gin es un clásico garantizado debido a la personalidad de su combinación de plantas y alcoholes neutros. Es una ginebra limpia de leve color dorado, muy seca y muy clásica gracias al vapor utilizado en la mezcla. Su característica más reconocible es su golpe de enebro, pero el aroma y el sabor herbáceos le dan el punto de exotismo que combina perfectamente desde 1939 con la sofisticación de las calles de New York con la que siempre se ha identificado a la marca.

Para festejar este siglo de tradición traemos unas recetas muy especiales: tres cocktails de apabullante personalidad y con un nombre propio a bordo, que te ayudarán a sobrellevar los rigores del verano. Puedes tomarlos en cualquier momento del año, claro, pero no hay mejor momento que las vacaciones y el ocio para degustarlos. Vamos allá

Tom Collins

Print

Se trata de uno de los cócteles más refrescantes que se pueden preparar con Seagram’s Gin, y hasta tiene un origen ingenioso: en los bares existía la costumbre de indicarle a un parroquiano que se dirigiera a la calle, que un tal Tom Collins preguntaba por él, momento perfecto para mangonearle la bebida. Pura nocturnidad y alevosía para un cóctel igual de sencillo y efectivo.

Ingredientes: 6 cl de Seagram’s Extra Dry Gin, 2 cl de zumo de limón, sirope de azúcar, hielo, soda.

En una coctelera con hielo agitamos fuertemente, servimos en un vaso Collins y rellenamos con un top de soda.

Negroni

seagram1

Muy habitual como aperitivo milanés, aunque su origen no debe engañarte: su sabor es muy intenso. Su origen procede de un personaje histórico, el conde Camilo Negroni, que pidió al barman del café Casoni, Fosco Scarselli, que cambiase en el cóctel americano la soda por ginebra. De forma tan elemental nacen los clásicos.

Ingredientes: 3 cl de Seagram’s Extra Dry Gin, 3 cl de vermouth dulce, 3 cl de campari, hielo, 1 rodaja de naranja

Servimos en un vaso corto con hielo, removemos con una cuchara de cocktail y decoramos con la rodaja de naranja.

Martinez

seagram2

De sabor seductoramente suave, no está muy claro quién inventó este cocktail. Se habla del pionero Jerry Thomas en 1887. También se habla de un juez llamado Martínez y que le dio nombre. Y otros dicen que la culpa la tuvo un bar (¿se llamaría Martinez?) donde se combinaba, con explosivos resultados, ginebra con vermú.

Ingredientes: 6 cl de Seagram’s Extra Dry Gin, 2 cl de vermouth seco, 2 cl de licor de maraschino, dash amargo de angostura, hielo, twist de limón

Sin agitar mezclamos con una cuchara en una coctelera con hielo, servimos en una copa de Martini y decoramos con el twist de limón.

¿Te han sabido a poco estas recetas? Recuerda que en la web de Seagram’s Gin tienes las recetas de hasta 9 cocktails únicos, cada uno con su historia y personalidad.

Post Patrocinado

Publicidad