[Entrevista] Arturo Lanz (Esplendor Geométrico): “Lo que hacemos es construir el futuro”

Hablamos con Arturo Lanz, fundador de la leyenda de la música industrial española Esplendor Geométrico. Vuelven a los escenarios españoles para brindarnos una nueva sesión de ruido extremo y sin concesiones y aprovechamos la ocasión para charlar sobre salvajismo en el escenario, el presente y el futuro del ruido.

Fotos: GANDY

La última vez que me encontré con Arturo Lanz, mitad de Esplendor Geométrico (la otra mitad es Saverio Evangelista), coincidíamos en La Casa Encendida, dentro del ciclo de conciertos La Terraza Magnética. El ciclo estaba comisariado por Andrés Noarbe, pieza fundamental en el desarrollo de la banda y cabeza visible de Rotor, sello en el cual se publica Fluida Mekaniko, disco que estos pioneros del industrial presentan el 23 de septiembre en Madrid.

Más de tres décadas después de la formación de EG (en 1980 Arturo Lanz, Gabriel Riaza y Juan Carlos Sastre abandonaron Aviador Dro para poner en marcha esta propuesta), la banda sigue conservando su identidad transgresora, innovadora y arriesgada, cosechando éxitos dentro y fuera de nuestras fronteras. Puede que por su salvajismo en el escenario o por la brutalidad con que llevan el ruido por bandera… no sé cuál es la razón de su éxito ni porqué siguen sumando fieles a su causa ruidista. Sólo sé que hablar con Arturo Lanz es un placer y que esa naturalidad que desprende sobre el escenario la transmite aquí, en una conversación muy provechosa.




Ruth García (RG): La última vez que nos vimos fue en la terraza de la Casa Encendida, contigo solo sobre el escenario. ¿En qué diferenciarías esa experiencia de los lives de Esplendor Geométrico?

Arturo Lanz (AL): Fue muy diferente. En la Casa tuve que estar muy concentrado, ya que era yo solo. Además, los temas son muy diferentes ya que no estaba Saverio. La experiencia fue buena, aunque prefiero Esplendor Geométrico.

RG: ¿No crees hay demasiado moderneo en ese tipo de eventos, pese a que la programación (realizada por Andrés Noarbe) es de lo más acertada, ecléctica y experimental?

AL: Bueno, es otro ambiente al de los conciertos de EG. Muy diferente, veraniego y muy agradable, la verdad. Me parece estupendo que vaya todo tipo de gente a escuchar música que no se escucha en otras partes.

RG: Hablamos tras el concierto de conmemoración del 35 aniversario de Esplendor, en la sala Apolo (Barcelona). Allí recuerdo que me comentaste una frase que es toda una máxima filosófica: “el pasado no existe”. ¿Sigues pensando lo mismo pese a que sois referentes del industrial por vuestra trayectoria?

AL: Por supuesto. El pasado se refleja en el presente, pero no existe. Y el presente hace el futuro…, y eso es lo que hacemos, construir el futuro.

RG: La clave de vuestro éxito está en precisamente no tener ninguna expectativa con la música que hacéis y en no transmitir ningún concepto o mensaje con ella, sino simplemente dar rienda suelta a cierto salvajismo interior.

AL: La medida del éxito varía mucho… EG es un éxito para mí porque cubre una parte muy importante de mis necesidades vitales. Ese es el éxito que me interesa. Entre las necesidades vitales está el poder tocar en directo y disfrutar junto a un grupo de gente.

RG: Alemania, Bélgica, Holanda, Francia, Rusia, Estados Unidos… y de nuevo en España con la presentación de Fluida Mekaniko. ¿En qué sitio os habéis sentido más en vuestra salsa?

AL: España y Japón. El público interviene de forma clara en el concierto.

RG: ¿Qué temas de este nuevo LP definirían el disco?

AL: Perdona que no te pueda responder, pero no me sé los nombres de los temas (los ponen Andrés y Saverio). De todas formas, los últimos son siempre los que más me gustan y los que más representan a EG.

RG: El documental Geometría del Esplendor es poesía en sí misma, profunda, intensa y real, como el radicalismo conceptual, sónico y visual de Esplendor. ¿Cómo fue para vosotros? ¿Estáis contentos con el resultado y la forma en que se han contado los más de treinta años de historia del grupo?

AL: Me gustó mucho. Creo que recoge perfectamente la trayectoria de EG y de otros grupos y personas de la época de los ochenta y los noventa, y que como se puede ver, estaba totalmente separados de la Movida… y era mucho más creativa e interesante.

RG: Durante estos más de 30 años habéis evolucionado de forma personal, además de en lo musical…incluso abandonando el futurismo como ideología (de un poema futurista de Marinetti sacasteis vuestro nombre). ¿Es la ausencia de ésta una de las razones por las que seguís en activo?

AL: Yo creo que no. Más que nada es que ahora nuestra música es más asequible y el público lo disfruta. De todas formas, al no haber un mensaje consciente, es más fácil desprenderse de conceptos y juicios de valor, y dejar de pensar en mensajes.

RG: ¿Esa ausencia de concepto e ideología a la hora de hacer música se refleja incluso en los títulos de vuestros temas?

AL: Por supuesto. El nombre de los temas es una cuestión sonora, así como transmitir un pensamiento determinado. En EG todo es físico, y los nombres de los temas también son muy físicos, ya que gana la fonética frente a la semántica.

RG: El 23 de septiembre os acompaña Miguel Ángel Ruiz con su proyecto más conocido, Orfeon Gagarin, mientras que la última vez que estuvisteis tocando en Madrid contásteis con Dirk Ivens (Dive Klinik, Absolute Body Control, Sonar). Hablame de ellos.

AL: A Miguel Ángel Ruiz le conozco desde hace muchos años, y desde luego es un referente en la música electrónica. Y de Dirk somos amigos desde los noventa, cuando organizó varios conciertos en Alemania y Bélgica.

 

RG: Vosotros, que erais demasiado punks, salvajes y libres para la Movida, ¿consideráis que hay algo más punk que el industrial y Esplendor Geométrico?

AL: El noise chino o japonés, son más brutales.

RG: ¿Los localismos, los nacionalismos y las tradiciones siguen siendo “una mierda”?

AL: No diría que una mierda… lo que pasa es que se pueden convertir en una limitación al desarrollo humano y a todo lo que le rodea. Hay que deshacerse de las barreras físicas y culturales lo más pronto posible. ¿Se podría decir que EG es un grupo madrileño? ¿Español? ¿Italiano? ¿Turco-chipriota? No creo, y además me da igual. En cuanto a las tradiciones, sirven para incidir en las diferencias entre grupos, lo que separa aún más. Pero bueno, puedo estar equivocado…

RG: ¿Sigue pinchando tu hijo house o se ha pasado al industrial siguiendo a su padre?

AL: Le gusta el house, aunque también le gusta la música de EG. Puede ser, porque soy su padre…

¿Te ha gustado este artículo? Puedes colaborar con Canino en nuestro Patreon. Ayúdanos a seguir creciendo.

Artículos Promocionados

Loading...

Publicidad

Suscríbete a nuestra newsletter semanal
Novedades y contenido inédito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *