¿Habrá por fin película de ‘Battlestar Galactica’?

No se sabe si será un un spin off o un relanzamiento, pero la humanidad podría vérselas con los cylon en pantalla grande si los planes del productor Michael DeLuca (La red social) siguen adelante.

De todas las historias de las series de TV, sin duda una de las más extrañas es la de Battlestar Galactica: concebido como una suerte de odisea mormona en el espacio exterior (!) y lanzado en 1978, el show fue relanzado en 2004 por Glen A. Larson Ronald D. Moore, convirtiéndose en una de las historias de ciencia-ficción más seguidas y aclamadas de comienzos de este siglo. Y, por supuesto, resucitando los rumores sobre una posible adaptación al cine de la historia de la humanidad fugitiva y sus perseguidores robóticos, los cylon. Ahora, según informa The Hollywood Reporter (vía Nerdist), esos rumores han vuelto a surgir una vez más: el productor Michael DeLuca (La red social) está negociando con Universal Bluegrass Films (la empresa responsable de, ejem, Battleship) una versión fílmica de la serie.

Del proyecto poco se sabe a fecha de hoy, salvo dos cosas: que no tiene asignados ni guionistas, ni director, ni reparto, y que su gestación irá para largo. Aun así, podemos decir que esta no es la primera intentona reciente por llevar Galactica a la gran pantalla. A un primer proyecto fechado en 1999 le siguió otro al año siguiente con Bryan Singer (X-Men: Apocalipsis) como máximo responsable. Como tantas otras películas, la idea de Singer se fue al traste cuando el 11-S llevó a los estudios de Hollywood a cancelar todos los rodajes que tuviesen algo que ver con la política y/o el terrorismo.

Contando con esos precedentes, el éxito de la Battlestar Galactica de Larson y Moore fue prácticamente inesperado, máxime tratándose de una serie muy compleja y a la que parecían lloverle los palos de público y crítica con cada nuevo giro argumental. ¿Qué podríamos esperar, pues, de una película? ¿Un relanzamiento total de la continuidad? ¿Un spin off? Lo único casi seguro es que ni el Adama de Edward James Olmos, ni la Starbuck de Katee Sachoff ni la presidenta Roslin (Mary McDonell) estarán presentes en esta historia. Y, la verdad, saber eso nos provoca un intenso perezón.

Publicidad