Música Canina: Las ciudades auditivas

De los puebluchos del Mississippi a las urbes más sofisticadas (y a Badajoz). Nuestra playlist de esta semana te lleva de paseo por calles que jamás habrás soñado pisar... pero que, seguramente, has escuchado más de una vez.

Hagan la prueba: piensen en las corrientes más importantes de la música popular, y seguramente cada una de ellas vaya asociada a una ciudad diferente. Chicago y su blues, Memphis y su rock’n’roll, Liverpool y su Mersey beat, Detroit y su techno… La lista es infinita, y por eso no debe extrañarnos que, a la hora de hacer canciones, nuestros músicos favoritos se acuerden de dichos lugares. Y no sólo de ellos: el callejero del pop, del rock y sus aledaños abarca desde las urbes más cosmopolitas a esos pueblos de mala muerte que apenas se mencionan en los libros de historia. A no ser, claro, que haya una razón muy especial para hacerlo.

Y, lo que es aquí, empezamos con un ejemplo de primera. Porque Nick Cave and the Bad Seeds nos recuerdan que fue en Tupelo (Mississippi, 35.688 habitantes según el último censo) donde la Gran Bestia Elvis vino al mundo. Y, tras dicha liturgia pagana, nuestro diario de viajes crece sin parar. Sólo por citar unos pocos casos nacionales, nos vamos a Varsovia con Aviador Dro, a Barcelona con Gato Pérez, a Katmandu con Los Nikis y, por supuesto, también a Badajoz con Los Ganglios. Eso, por no mencionar a un Falco de lo más rijoso que nos invita a un paseo por Viena, a The Pogues llevándonos de la mano por los rincones más pestíferos del Londres ochentero o a Caetano Veloso contándonos cómo venció sus prejuicios bahianos (gracias a su colega Rita Lee, la voz de Os Mutantes) para enamorarse de Sao Paulo o Sampa, como también se la conoce. Algunas canciones están escritas desde el desprecio (¿alguien se imagina a los o a Randy Newman disfrutando de verdad de Los Ángeles?) y otras desde el cariño sincero, pero todas suponen visiones únicas de lugares muy diferentes entre sí. Aprovechen para recorrerlos hasta la semana que viene, cuando esta lista se vea reemplazada por otra menos marcada por la geografía urbana.

¿Te ha gustado este artículo? Puedes colaborar con Canino en nuestro Patreon. Ayúdanos a seguir creciendo.

Publicidad