Neil Gaiman y Guillermo Del Toro quisieron rodar ‘Doctor Extraño’ para Marvel

Los autores de Sandman El laberinto del fauno se ofrecieron a la Casa de las Ideas para llevar al cine a su Hechicero Supremo. Problemas de agenda y el desinterés de Marvel dieron al traste con el proyecto.

Tal y como está ahora, Doctor Extraño tiene muy, muy buena pinta. El director Scott Derrickson se merece sus galones como director de cine fantástico gracias a Sinister El exorcismo de Emily Rose (del remake de Ultimátum a la Tierra, mejor hablamos otro día), mientras que la idea de ver a Benedict Cumberbatch vistiendo la Capa de Levitación mientras invoca a los inmortales Vishanti y al Ojo de Agamotto debería ser descrita mediante adjetivos muy NSFW. Pero hubo un intervalo, allá por el lejano 2008, en el que el proyecto tuvo una pinta todavía mejor. ¿Por qué? Pues porque Neil Gaiman Guillermo Del Toro estuvieron interesados en hacerse con la película como guionista y director, respectivamente. En este tuit, fechado el viernes y recogido por SlashfilmGaiman deplora que el estudio pasara del tema. Ojo, porque su interlocutor es el mismísimo Kurt Busiek. 

¿El Hechicero Supremo escrito por el autor de Sandman, con el director de El laberinto del fauno encargándose de la puesta en escena? Esa perspectiva debería dejar helado de expectación incluso al terrible Dormammu (quien, a todo esto, podría pasar al cine con el rostro llameante de Mads Mikkelsen: otro nerdgasmo en potencia). Sin embargo, cotejando la afirmación de Gaiman con declaraciones hechas por el dúo durante los últimos años descubrimos que, si bien Gaiman y Del Toro barajaron la idea, esta no pasó de unas conversaciones informales durante el rodaje de Hellboy II. El ejército dorado. 

En 2008, el escritor comentó que su colega cineasta estaba muy liado con otros dos filmes que, por desgracia, no veremos nunca: su versión de El Hobbit (esa que, ay, no hubiera sido una trilogía) y esa Hellboy III atascada en el horrible infierno de la preproducción. Del Toro, por su parte, dejó caer que le gustaría retratar al Doctor Extraño «como un mago-detective ‘pulp’ al estilo de [la revista] ‘Weird Tales’, en vez de como un personaje de ‘Expediente X’, donde los elementos sobrenaturales se dan por sentados. Eso sí: no usaría el traje». Pero, cuatro años más tarde, se desdijo afirmando que la cosa se quedó en una fase muy embrionaria: «Cuando Neil se pasó por el rodaje de ‘Hellboy II’, me dijo: ‘¿A que molaría si hiciéramos ‘Doctor Extraño’ juntos?’. Y yo le respondí: ‘Vaya que si molaría’. Ese fue el fin de la conversación. Y, cuatro o cinco semanas después, empiezan a llegar los titulares: ‘Gaiman y Del Toro preparan ‘Doctor Extraño’ para Marvel».

Ahora bien: si la implicación de los dos artistas no pasó de una charla entre amigos entre tragos de cerveza checa, ¿por qué Gaiman lamenta ahora que Marvel no estuviera interesada en su propuesta? Nuestra especulación: ante el revuelo mediático que organizó el rumor, él y Del Toro se plantearon la posibilidad de llevar adelante su Doctor Extraño… pero el poco interés de una Marvel que, por entonces, apenas daba sus primeros pasos cinematográficos tras el megaéxito de Iron Man les paró los pies. La verdadera historia, suponemos, es algo que queda entre ellos y el productor Kevin Feige, pero, ¿qué sería del Hechicero Supremo si no le rodease el misterio?

Publicidad